lunes, 14 de noviembre de 2016

Ready Player One

Por fin puedo decirlo: he leído Ready Player One!

Después de leer y oír opiniones sobre él, y todas estupendas, en todas partes, lo he leído por fin. Y no me ha decepcionado nada.


Es la primera novela del autor pero no deja nada en el tintero.

Me ha parecido un gran alarde de imaginación y conocimientos sobre juegos y realidad virtual que me ha arrollado desde la primera página, con un ritmo imparable.

Algún fragmento me ha resultado pesado, sobre todo cuando enlaza muchos términos informáticos y explicaciones técnicas, pero seguramente el hecho de leer antes de dormir no ayudó. Estoy segura de que con una mente algo más despierta y menos agotada, esto pasa desapercibido y resulta mucho más interesante.

Ahí va el resumen:

Es el año 2044 y el mundo es un desastre. Las fuentes de energía fósiles están prácticamente agotadas y el precio del combustible está por las nubes. En medio de una enorme depresión a nivel mundial la mayoría de la gente subsiste como puede. Sin embargo un videojuego de realidad virtual llamado OASIS proporciona la vía de escape que las personas necesitan. La gente dedica más tiempo al juego que a la vida real misma. El juego ofrece todas las posibilidades imaginables y cualquier cosa es posible.

El creador de OASIS es un enorme fan de los años 80, así como un fantástico programador de videojuegos que amasa una inmensa fortuna con su compañía GSS, que tiene como obra maestra OASIS. Tras su muerte se anuncia en un vídeo que el juego contiene un Huevo de pascua. Quien lo encuentre heredará toda su fortuna.

Así comienza una carrera frenética en la que la única solución para sobrevivir es ganar.

Está muy bien, la historia engancha un montón. Y aunque me han dicho y he leído que su segunda novela, Armada, defrauda un poco, la leeré seguro, y os contaré, a ver si me hago o no fan de este señor enamorado de los años 80.